Una de las consecuencias que ha dejado la pandemia del COVID-19 ha sido el teletrabajo, que, además, ha tenido una buena acogida y es ya una realidad en la estructura de las empresas. Pero para conseguir esto ha habido que aplicar la tecnología, creando lo que se llama oficina remota o escritorio remoto. 

Qué es la oficina remota 

La oficina remota es una tecnología que permite el trabajo en un ordenador desde cualquier otro dispositivo que se encuentra en un lugar distinto.  

Seguridad en la oficina remota

Esto supone que cuando conectamos este dispositivo, que puede ser otro pc, móvil o tablet, lo que aparece en la pantalla es el escritorio del primero y lo controlaremos como si estuviésemos delante de él. 

Otra de las características de usar este sistema de trabajo es que nadie puede entrar en ese terminal mientras lo estemos usando. Para conseguir lo que estamos describiendo hay que usar un software específico. 

La seguridad de la oficina remota 

Si se usa la tecnología correcta la oficina remota es segura y permite realizar funciones como el teletrabajo. 

Por tanto, usar una estrategia de ciberseguridad es esencial por parte de la empresa para minimizar los riesgos que supone un ciberataque por parte de los hackers. 

  • Usar softwares actualizados con lo que las posibles vulnerabilidades serán muy débiles. 
  • Utilizar VPN (Redes Privadas Virtuales). Esto hará que sea más complicado para terceros el acceso a la información de la empresa. 
  • Acceder a través de contraseñas robustas para reducir las posibilidades de que se produzca una intromisión. 
  • Bloquear la cuenta si se producen un determinado número de intentos fallidos con los que el usuario intenta entrar a esa cuenta. 
  • Implementar el doble factor de autenticación. Se puede emplear un sistema en el que haya que introducir usuario-contraseña y después la huella digital o un código asignado momentáneamente. 
  • Cambiar el puerto RDP. Existe un puerto asignado por defecto para conectarse que se puede cambiar para dificultar cualquier ataque de los ciberdelincuentes. 
  • Instalar un firewall. Lograremos que hay un sistema de filtrado de IP, para que solamente puedan acceso aquellas que sean de la empresa. 

Ventajas del escritorio remoto

El uso de la oficina o escritorio remoto tiene grandes ventajas: 

  • Acceder al ordenador del trabajo desde cualquier dispositivo y lugar en el que nos encontremos. 
  • No hay que volver a configurar los equipos. Con la oficina remota entramos en el escritorio de trabajo que utilizamos regularmente.  
  • Se puede conectar en cualquier momento al escritorio remoto
  • Con este sistema se protegen los datos personales y las transferencias de información que se realicen. 
  • Se ahorran costes de infraestructura, mantenimiento y energéticos. 
  • Con el uso del escritorio remoto el software que se utilice será el mismo para toda la empresa, por ejemplo, en cuanto al sistema operativo, ERP, etc. 
  • Si tenemos una incidencia, el equipo técnico podrá acceder a nuestro entorno de trabajo para solucionarla, hacer tareas de mantenimiento o instalar nuevos programas. 

En Aratecnia tenemos las herramientas tecnológicas y de seguridad para dotar a las empresas de la oficina remota. Consúltenos ante cualquier duda que se le presente.